BÓTOX

El tratamiento con Botox es el procedimiento cosmético no-quirúrgico más realizado en todo el mundo gracias a los buenos resultados que ofrece para eliminar las líneas de expresión, las patas de gallo y las arrugas de cara o cuello. Este revolucionario tratamiento consigue una apariencia más joven y fresca en pocos días y sin la necesidad de pasar por un molesto proceso de recuperación.

 

Al ser un tratamiento que se realiza en consulta en media hora, el Botox es un tratamiento muy poco invasivo en comparación con los tratamientos de cirugía estética, y sus efectos son comparables a los conseguidos con determinados procedimientos quirúrgicos. Así, gracias a este tratamiento puedes eliminar aquellas arrugas tan molestas de tu rostro de forma simple y eficaz.

 

Para la aplicación de Botox se utilizan agujas muy finas, por lo que sólo resulta un discreto enrojecimiento de la zona tras la infiltración. El efecto aparece tras dos o tres días post tratamiento, siendo completo pasada una semana. La sustancia consigue frenar las fibras musculares, provocando así un bloqueo temporal de las mismas durante 3 a 6 meses, dependiendo la variabilidad interindividual.

 

Miles de pacientes en todo el mundo ya se han beneficiado del efecto anti-edad del Botox mediante una aplicación personalizada. Las inyecciones de la sustancia son altamente seguras, puesto que los efectos del Botox únicamente se manifiestan en el músculo y no afectan de ninguna manera al sistema nervioso central o alguna otra zona del cuerpo.

LIFTING DE CEJAS

Las cejas son una parte importante de la belleza femenina y también se ven perjudicadas con el paso de los años. A medida que nos hacemos mayores pierden su arco y crean una mirada más triste y cansada. No obstante, las inyecciones de Botox pueden tratar el envejecimiento de la zona, generando buenos resultados, mejorando la apariencia de las cejas, de la mirada y de la cara.

Así pues, el Botox puede rejuvenecer la imagen de tu rostro, combatiendo los efectos del paso del tiempo y devolviéndote una expresión revitalizada, joven y fresca con las mínimas molestias post-tratamiento.

Galería de casos: antes y después